Saint-Lucia (parte 3 y última)

Los dos últimos días como queríamos haer cosas diferentes, Skye y yo decidimos separarnos del grupo.
Por la mañana temprano nos desplazamos hasta el norte para visitar una selva desde una cabina por el aire. A pesar de mi vértigo la experiencia valió la pena, la guía era encantadora e incluso nos acompañó a realizar un sendero después de la visita “aérea”.

20140129-175042.jpg

20140129-175110.jpg

20140129-175128.jpg

20140129-175141.jpg

Después viajamos hasta el sur de la ísla, lo que resultó más complicado porque durante las navidades hubo problemas con las lluvias y muchas carreterras estaban cortadas por el estado en el que se encontraban. Incluso pasamos por una ciudad en la que todavía estaban sin agua en las casas, por lo que vimos a decenas de niños ir a llenar cubos con agua a la fuente, mujeres lavando la ropa en el río y bañándose.

20140129-175254.jpg

20140129-175312.jpg

20140129-175323.jpg

20140129-175354.jpg

20140129-175412.jpg

También tuvimos tiempo de visitar el volcán (momento uber raro ya que tuvimos que pagar unos 5€ por una breve guía de 10 minutos sin que nos enseñaran nada nuevo que no se viera desde la carretera, en fin!

20140129-175501.jpg

20140129-175525.jpg

Después de semejante trote, Skye y yo decidimos que nos merecíamos una buena cena de recompensa, así que optamos por un restaurante índio muy chic aunque la decoración era bastante curiosa (mezcla de budismo e hinduísmo).. ahora que lo pienso todo eran señales para no comer allí, aunque todo estuvo riquísimo.

20140129-175740.jpg

El problema vino después cuando comencé a tener un dolor terrible en el estómago, algo así como en Alien el octavo pasajero.

A parte del dolor, me entró un terror horrible a tener que buscar un hospital en medio de la oche en una isla del Caribe…
En este tipo de climas y países es muy típico coger una gastroenteritis (al beber el agua del grifo, helados caseros, zumos…) o bien que algo te siente mal porque estaba en mal estado, y en este caso toca vomitar o morir. Qué paciencia infinita tuvo Skye! que me acompañó toda la noche en mi peregrinaje.
Al día siguiente me levanté bien, preparamos las bolsas y nos fuimos a comprar algunos souvenires (entre otra cosas para gastar los malditos dólares caribeños) y yo me negué en redondo a comer algo que no viniera empaquetado del supermercado (coger el barco y vomitar no estaba en mis planes!!!). Por supuesto tuvimos que sufrir las angustiosas colas para subir (y después al bajar) del barco.
Como suele ocurrir siempre la picaresca caribeña … bueno, en general todo Dios, que hace que me enerve al ver a todo el mundo colarse.
Aquí teneis un ejemplo del Manu Chaísmo que se sufre después de estar dos horas en la cola a pleno sol esperando que te sellen el pasaporte!:

20140129-175929.jpg

Aún con todos los pequeños problemas fue un viaje genial… :____)

20140129-180032.jpg

20140129-180048.jpg

20140129-180122.jpg

20140129-180134.jpg

20140129-180146.jpg

Anuncios

1 Comment +

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s